Componentes de goma de alta calidad con moderna tecnología de vacío

Montegaldella, Italy Datwyler Pharma Packaging Italy Srl. fabrica pequeños componentes de goma para equipo médico. Los principales productos de la planta que la compañía tiene en Montegaldella (VI) son piezas de goma para émbolos de jeringuilla y tapones de sellado para productos estériles. Las máquinas de termoformado de Datwyler confían en la tecnología de vacío de tornillo Busch. Un sistema de vacío con cuatro bombas de vacío de tornillo COBRA asegura un producto de alta calidad, ya que las burbujas de aire y gas son eliminadas de la goma durante el proceso de moldeado.
bloodcollectiontubes_web.jpg

Datwyler Pharma Packaging Italy Srl. forma parte del grupo internacional Datwyler Sealing Solution Group el cual, a su vez, pertenece a la corporación Datwyler. Datwyler Pharma Packaging Italy Srl. opera dos plantas de producción en Italia. En las instalaciones de Montegaldella (VI), se fabrican productos tales como obturadores para tubos de extracción de sangre y piezas para jeringuillas de un solo uso. La planta emplea 140 trabajadores y funciona a tres turnos. El proceso de fabricación incluye todas las etapas de producción desde la mezcla de materias primas hasta la preparación para su expedición de los componentes de goma acabados y esterilizados. Los clientes de Datwyler son compañías de tecnología médica en todo el mundo.

La primera etapa de producción es la mezcla de goma con productos químicos para formar tiras del material base, las cuales son torcidas posteriormente. La composición del material base depende de su posterior aplicación, y se elabora según las especificaciones del cliente. Dos líneas de producción de doce máquinas de termoformado cada una cortan las tiras de material base, a medida, de forma automática. Los trozos cortados son posteriormente prensados en un molde bajo vacío, después de lo cual cada componente se estampa, se vulcaniza, se verifica, se lava y se empaqueta.

El proceso de moldeado se lleva a cabo aplicando, mecánicamente, alta presión a temperaturas de entre 175 y 180 ºC, y bajo vacío de 1 mbar (-999 mbar). Este nivel de vacío es necesario para eliminar cualquier burbuja de aire en el componente acabado, así como los vapores que se producen por efecto de la alta temperatura y la presión del proceso. Las máquinas de moldeo estaban equipadas originariamente con bombas de vacío de paletas rotativas lubricadas con aceite las cuales, al poco tiempo, presentaron un serio problema: el aceite lubricante reaccionaba con el vapor del proceso, provocando emulsiones y depósitos grasientos los cuales se acumulaban en el interior de la bomba. Estos depósitos afectaban al vacío final y, en consecuencia, no se lograba la velocidad de bombeo requerida. Se probaron costosas medidas a fin de mantener las bomba en funcionamiento, incluso se llegó a cambiar el aceite cada dos semanas. En 2009 Datwyler firmó un contrato de mantenimiento en el cual Busch aceptaba ser prestatario externo de servicios para el equipo de vacío.

Una vez que los especialistas de Busch hubieron estudiado el problema en profundidad, estos presentaron sus recomendaciones a Alessandro Piccoli, jefe de mantenimiento de la planta de Montegaldella (VI). Su solución: cambiar las bombas de vacío de paletas rotativas lubricadas con aceite por tecnología Busch de tornillo seco. Consecuentemente una bomba de vacío de tornillo COBRA fue sometida a un extensivo período de pruebas. Estas bombas de vacío funcionan sin fluidos en la cámara de compresión lo cual significa que no hay contacto entre los vapores extraídos y cualquier otro medio en el interior de la bomba. Además, la bomba de vacío COBRA funciona a una temperatura de trabajo que permite a los vapores pasar a través de ella sin que se produzca condensación. Las pruebas de la COBRA demostraron ser altamente satisfactorias, por lo que Alessandro Piccoli encargó dos bombas de vacío COBRA para dar servicio a una línea de seis moldeadoras. Cada COBRA incorporaba, a su vez, una bomba de vacío Busch Panda como bomba booster. Esta combinación permitió instalar el sistema de vacío lejos de los edificios de producción, con el suministro de vacío a las máquinas termoformadoras realizado a través de un sistema de tuberías. Un depósito acumulador de vacío instalado aguas arriba, asegura que tanto el nivel de vacío como el caudal requeridos estén disponibles en todo momento. En 2012 dos unidades de vacío adicionales fueron compradas e instaladas –también con COBRA como bombas primarias y Panda como bombas booster- para servir una línea completa de doce máquinas de termoformado. Esto significa que todas las bombas de vacío funcionan únicamente  cuando la línea entera está funcionando a su máxima capacidad. En el uso diario solamente se requieren tres combinaciones COBRA/Panda. Para Alessandro Piccoli, cuyo objetivo es lograr la máxima eficiencia energética, este es otro argumento importante a favor de la tecnología de tornillo seco COBRA y la centralización del suministro de vacío. La planificación para ampliar el sistema de vacío, a fin de dar servicio a todas las 24 máquinas de moldeo, ya se ha hecho y será implementada en breve.

En opinión de Alessandro Piccoli, la solución de Busch ha representado las siguientes ventajas:

  • No existe reacción entre los vapores aspirados y fluidos de operación, gracias a la tecnología de vacío de tornillo seco
  • No se acumulan condensados en el interior de las bombas de vacío, debido a la distribución uniforme de temperatura a lo largo de las unidades COBRA
  • Considerable ahorro de energía, gracias al suministro centralizado de vacío y el control automático en función de la demanda
  • Un extremadamente fiable suministro de vacío
  • Reducción significativa de las operaciones de mantenimiento y, consecuentemente, menores costes de servicio, sustitución de piezas y pérdidas de tiempo de producción
  • Acceso fácil al sistema de vacío incluso si las máquinas de termoformado están en funcionamiento, siendo posible el mantenimiento durante la producción
  • No hay emisión de ruido en la zona de producción o en las estaciones de trabajo, debido a la localización externa del sistema de vacío centralizado

Categorías
¿Quiere saber más?
Póngase en contacto
con nosotros directamente (Busch Colombia):
+57 (1)3 09 92 12 Formulario de contacto