Política de Calidad

Busch Ibérica

La Dirección General de Busch Ibérica establece como Política de Calidad de la Empresa los siguientes principios:
 

  1. Todas las actividades de la Empresa están orientadas hacia la consecución de la máxima satisfacción del cliente, cubriendo en lo posible sus necesidades o expectativas, a través de los productos y servicios que le ofrecemos, con el mínimo coste posible.
     
  2. Adaptar nuestros productos y servicios a las necesidades del mercado, y potenciar el apoyo técnico a nuestros clientes para conseguir una utilización óptima de los mismos.
     
  3. Definir objetivos en materia de la calidad, concretos y medibles, y efectuar el seguimiento y revisión de los mismos.
     
  4. Establecer planes de formación, así como incrementar la motivación y el compromiso de los empleados con la compañía que garantice su desarrollo profesional y humano.
     
  5. Desarrollar nuestro trabajo mediante el compromiso de la Dirección con la mejora continua de la eficacia de la gestión del Sistema de Gestión de la Calidad y la participación de todo nuestro personal, orientando las actuaciones de toda la organización hacia:
     
  • La mejora permanente de los productos y servicios para conseguir una mayor satisfacción de los clientes.
     
  • La adecuación de las técnicas de asesoramiento a nuestros clientes, previas a la adquisición de nuestros productos y servicios.
     
  • Un enfoque destinado a conocer las necesidades y expectativas de los clientes mediante diseño y planificación periódica de encuestas, dirigidas a los mismos, que permitan establecer acciones encaminadas a aumentar su grado de satisfacción.
     
  • La revisión continua de los requisitos y resultados de los productos y servicios ofrecidos por Busch Ibérica, que permiten mejorar la calidad de los mismos.
     
  • El control de defectos y fallos en su origen, mediante el conocimiento objetivo de las causas que los ocasionan y la aplicación de las acciones correctivas correspondientes; todo ello destinado a evitar la insatisfacción del cliente.
     
  • La realización de Auditorías Internas para comprobar, de forma objetiva, el correcto funcionamiento del sistema.
     
  • La evaluación de riesgos de los procesos para prevenir posibles desviaciones o no conformidades del sistema.
     
  • El tratamiento de los riesgos y oportunidades como método para la prevención de anomalías y la mejora de los servicios.
     
  • El cumplimiento de todos los requisitos del cliente y de otras partes interesadas, incluyendo los legales y reglamentarios aplicables.

Standard News

Últimas noticias